Por que es inteligente hacer ejercicio

Por que es inteligente hacer ejercicio

Hacer ejercicio no sólo sirve para controlar nuestro peso sino que también ayuda a mantenernos fuertes, aumenta nuestra fuerza, equilibrio y flexibilidad, mantiene en forma las articulaciones por lo que reduce el riesgo de sufrir lesiones, fortalece nuestro corazón y pulmones y nos mantiene activos.

Los beneficios de hacer ejercicio no sólo son físicos, nos ayuda a liberar tensiones, reduce el estrés y es bueno para aumentar nuestra autoestima. Una alternativa para incentivar el ejercicio es hacerlo en pareja o en grupo. ¡Será más divertido!

Hacer ejercicio, ventaja para tu cuerpo y mente

Antes de comenzar con una rutina de ejercicio, es recomendable visitar al médico para que nos ayude a elegir una rutina de ejercicio dependiendo de nuestro estado de salud, ya que depende de si se tienen diferentes padecimientos como sobre peso, presión alta, problemas de huesos, etc el tipo de rutina que se debe hacer.

Que no te asuste o hagas desidia de acudir a consulta para planear un programa de ejercicios pues, por ejemplo, si eres mayor de la edad mencionada el ejercicio aumenta la calidad de vida y por lo tanto la duración, si eres fumador o si sufres de la presión arterial se disminuyen las probabilidades de morir por una enfermedad relacionada con su padecimiento.

Si desconoces si tienes alguna de estas enfermedades nuestro cuerpo se encargará de avisarnos, así que, si sientes mareos, palidez, desmayos, sudor frío o dolor de pecho después del ejercicio, asiste a una consulta médica.

Fuera de las excepciones anteriores, también hay recomendaciones para todos:

  1. Evita ejercitarte inmediatamente después de comer, tendrás que esperar según la cantidad de ingesta y la actividad que harás.
  2. Evita altas temperaturas y lleva ropa que te permita la evaporación del sudor.
  3. Haz estiramientos durante cinco minutos y procura comenzar con intensidad baja, incrementarla y volver a disminuir antes de terminar. Para algunos deportes se recomienda realizar de manera previa ejercicios cardiovasculares.
  4. Evita trabajar excesivamente a tu cuerpo.
  5. Hidrátate.

Los médicos recomiendan hacer ejercicio como mínimo, 20 minutos tres veces a la semana, y para considerarlo regular se consideran 30 minutos diarios y de preferencia alternar diferentes ejercicios o deportes a lo largo de la semana.

Dejar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *